11 de abril de 2014

Cakes de frutas

Os presento el bizcocho por excelencia, el más bueno que jamás he probado! Este pequeño descubrimiento nos lo revelaron en clase de Pastelería hace unas semanas cuando hicimos un cake de mango con crumble.

Al llegar a casa decidí variar un poco la receta y probar con otras frutas que eran más de mi gusto. Así que aprovechando que tenía unos moldes pequeñitos de cartón por estrenar preparé tres variedades de bizcochos: una de plátano, otra de manzana salteada con mantequilla y canela y finalmente una de arándanos con crumble.




Estos bizcochos son tan fáciles de preparar y tan buenos que no os podéis resistir a probarlos. Se pueden hacer perfectamente a mano con unas varillas y en 30 minutos los tendréis listos.

Son ideales para compromisos en los que carecemos de mucho tiempo para hacer algo más elaborado o simplemente también para darnos un gustazo.





Si me tuviera que quedar con alguno de los tres no sabría que deciros. Todos están muy ricos y sobretodo esponjosos. De hecho, cuando los llevamos al cumpleaños que teníamos hubo gustos para todos ya que unos prefirieron el de crumble, otros el de plátano y otros eligieron el de manzana.




La receta que os pongo a continuación la hice para tres moldes de cartón que tenía de 16x6 cm pero también la he probado con una sola variedad para un único molde de  21x12 cm. En cuanto a la del crumble la podréis encontrar aquí. (eso si deberéis hacer la mitad de todos los ingredientes que pone o una cuarta parte. De todas maneras si os sobra se puede congelar sin problemas).






28 de marzo de 2014

Buñuelos de Cuaresma

Os tengo que confesar que soy una fan incondicional de los buñuelos de cuaresma porque siempre me han gustado muchísimo. Ya desde muy pequeñita esperaba con ganas la Semana Santa para que las pastelerías los empezaran a vender y a poner en sus escaparates.
En cambio ahora, con esta receta exquisita que he descubierto y fácil de preparar en casa ya no necesito esperar a que llegue esta época del año para comérmelos.




Estos buñuelos que os presento hoy son muy típicos de la zona de l'Empurdà (en Catalunya),  tienen una consistencia más densa que los de viento pero son igual de sabrosos o incluso más. Cuenta la tradición que se solían comer sobretodo en viernes santo y se preparaban en las casas de payés para endulzar los días de cuaresma y hacerlos más llevaderos.
Veréis que tienen un aspecto más bien sobrio, lejos de la fastuosidad de la mona de pascua o del típico roscón de reyes que ya se preparaban también en la época.




Son muy blanditos y jugosos, además el sabor que dejan las semillas de anís aún los hace más irresistibles al paladar. Así que os dejo la receta para que los podáis probar de hacer en casa.








13 de marzo de 2014

Financiers de arándanos

Hace unos meses descubrí estos deliciosos pastelitos cuando por primera vez los hicimos en el curso de Pastelería que estoy realizando en la escuela Hofmann de Barcelona.
La verdad, es que había oído hablar de ellos pero nunca los había probado y debo decir que ya los he hecho en varias ocasiones y están riquísimos!




Los financiers tienen origen en Francia y según la leyenda fueron inventados en una pastelería llamada "La Lasne" que estaba situada justo al lado del edificio de la Bolsa en París. Muchos de sus clientes eran hombres de finanzas y vestían ropas elegantes así que decidieron inventar un tipo de dulce que fuera fácil de comer y no manchara las manos.

 Los financiers se pueden efectuar  a mano y son muy rápidos y fáciles de hacer. Su ingrediente principal es la almendra molida pero hoy en día se pueden encontrar muchísimas variaciones. Por ejemplo podemos cambiar este ingrediente por avellana o pistacho y rellenarlos también con arándanos, frambuesas, higos, manzana, etc.




Cuando los preparéis os recomiendo utilizar un molde de silicona o flexipan con huequecitos de tamaño pequeño ya que si los hacemos muy grandes pueden resultar un poco empalagoso a la hora de comerlos.

Para su conservación podéis ponerlos en bolsas de celofán durante 3-4 días máximo o bien en una caja metálica.







28 de febrero de 2014

Tarta de Zanahoria

Después de unos días sin publicar tras una serie de cambios algo durillos en mi vida profesional os presento todo un clásico de la gastronomía inglesa para endulzaros un poquito el fin de semana.




Se trata de una tarta de zanahoria que seguro habréis probado en más de una ocasión y sino tenéis que hacerlo.

Desde que la descubrimos en un viaje a N.Y hace bastante tiempo no hemos dejado de comerla. Y es que tenemos la receta ideal; con un bizcocho preparado con múltiples ingredientes al que añadimos a parte de la zanahoria, piña, nueces y canela, además de varias capas de crema de queso que hacen que sea irresistible

Hace un par de semanas teníamos un cumpleaños y fue la ocasión perfecta para hacer una. Además con este frio apetece un montón una delicia como esta.

Aquí os la dejo por si queréis coger un pedacito ;)




Podréis ver la foto del corte pinchando aquí. En cuanto a la masa os daréis cuenta de que es como un bizcocho esponjoso pero con las migas un poco más gruesas.





14 de febrero de 2014

Melindros caseros

La receta de hoy es tan fácil y tan buena que desde que la descubrí no he parado de hacerla. A mi peque le chiflan estos melindros y a mi familia también porque no paran de pedirme más y más.




En media hora los tenéis hechos y se necesitan muy poquitos ingredientes. Así que aprovechando que mañana es San Valentín si queréis sorprender a vuestros "amados" ;) con un buen desayuno no lo dudéis esta es la propuesta perfecta junto con un buen tazón de leche o de chocolate.





  Veréis que tienen una textura suave y muy esponjosa y con el toque de la ralladura de limón o de naranja       también quedan buenísimos. El único problema es que cuando empiezas a comer uno ya no puedes parar.




A continuación os dejaré la receta y espero que los probéis y que me contéis el resultado.






Feliz fin de semana!

7 de febrero de 2014

Tarta de fresas en almíbar y galletas para San Valentín

Esta tarta de fresas es una continuación de una de las recetas que ya os presenté en un post anterior donde preparé un delicioso crumble de arándanos. La tarta consta exactamente de los mismos ingredientes cambiando únicamente la fruta protagonista.




En este caso utilicé una de mis frutas favoritas pero al no ser de temporada en ese momento tuve que probar con un bote de fresas en almíbar que encontré en carrefour.

El resultado os puedo garantizar que salió buenísimo, el almíbar le da un toque a compota muy sabroso y sobretodo el punto justo de dulzor.






Cuando trabajéis con este tipo de masa ("sucrée") es importante tener en cuenta que es muy frágil y se rompe fácilmente así que os aconsejo manipularla encima de superficies muy frías (por ejemplo en la misma bandeja en que la habéis enfriado podéis cortarla y ponerla en el molde).

Además si os sobra un poco de masa podéis aprovecharla para hacer unas deliciosas galletas de almendra. Tan sólo tenéis que disponer de algún cortador y utilizarlo también encima de la bandeja fría. Después deberéis hornearlas unos 12-15 minutos hasta que los bordes se empiecen a dorar.




Como siempre para hacer las fotos de los cortes lo tengo un poco difícil  porque son tartas que llevo para comer en otras casas. Así que intento quedarme con un pedacito para cuando vuelva poder hacer la foto de rigor al día siguiente, y claro no es lo mismo pero por lo menos os hacéis una idea.





31 de enero de 2014

Galletas decoradas para bebés e información de pedidos

Estas galletas me las encargaron para regalar a dos gemelas Muriel y Miranda que han nacido este mes de Enero.
Y la verdad es que he disfrutado mucho haciéndolas porque la persona que me las pidió me dejó total libertad para hacer lo que yo quisiera.



Pensé en hacer algo que saliera un poco del típico biberón, babero o cochecito que ya me resultan un poco aburridos y se me ocurrieron estos deliciosos ositos que combiné con unas banderitas a conjunto.

Cuando realizo este tipo de encargos son realmente los que más me gustan porque puedo elegir y dar rienda suelta a mi imaginación.




Pero no os voy a engañar porque la idea de los ositos no es del todo original ya que pertenecen a unas galletas que vi en la feria de repostería de Barcelona en el stand de Tartistas. Eran tan monos que tenía reproducirlos en algún momento y esta fue la ocasión perfecta.

Como siempre para hacer las galletas utilicé la receta de base de mantequilla y para los dibujos un poco de glasa administrada con manga pastelera y diferentes boquillas, además de rotulador y polvos comestibles para hacer las caritas y los rebordes de las mantas.




Aquí tenéis la receta: (fuente blog de Postreadicción).






Si queréis más información sobre la preparación, manejo y uso de la glasa podéis pinchar aquí 

Para entregarlas las empaqueté una a una con bolsitas de celofán para su mejor conservación y las puse en una cajita de regalo. En fin, espero que les hayan gustado!




Por cierto, si queréis encargar vuestras galletas decoradas para celebrar cualquier tipo de evento, ya sean comuniones, bodas, bautizos, nacimientos, cumpleaños, etc.  podéis poneros en contacto conmigo (xocolatandco@gmail.com).
Tan sólo tenéis que pedir vuestras galletas con un poco de antelación y elegir vuestro diseño y sabor favorito.

No dejéis escapar la oportunidad de hacer un regalo bonito y original que seguro que sorprenderá!!




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...